Continúa Saqueo del Norte de Costa Rica por Oreros Ilegales

Continúa saqueo del Norte de Costa Rica por oreros ilegales

Por: Fernando Nietzen. Fiscal CGCR

Durante los últimos años, meses y semanas Costa Rica ha venido cediendo y perdiendo su riqueza en oro a más de 5,000 mineros artesanales a lo largo de la frontera norte. La situación viene empeorando aceleradamente desde el 2002 por la ausencia de ayuda estatal y soluciones reales y por la inestabilidad en Nicaragua. Lo más serio es que esa finca en Crucitas no es el único lugar donde hay oro, el yacimiento es mas grande y hay varios otros aún por descubrir, gracias a las políticas anti-minería se va a repetir el mismo problema socioambiental en varias localidades del país.

Algunos han convertido a la oposición de proyectos de desarrollo en un negocio muy lucrativo. El plan actual de gobierno es pretender que somos nación desarrollada y prohibir para siempre la minería metálica y de hidrocarburos, ignorando los avances en tecnología que hacen cada vez más sostenible su aprovechamiento y que el país necesita recursos para no seguir aumentando los impuestos al pueblo. No explican de donde saldrán los $5 millones para comprar la finca ni para pagar cientos de policías, demandas y muchos gastos más.

En esta crisis actual de la región norte vemos inseguridad galopante, NINGUNA protección ambiental, los ciudadanos no reciben ninguno de los beneficios pero sí todos los riesgos y efectos negativos directos e indirectos. Los oreros usan toneladas de mercurio que contamina para siempre los suelos y aguas mientras se envenena la cadena alimenticia. El nuevo daño ambiental ya sobrepasa varios millones de dólares, probablemente perderíamos un juicio ante el gobierno de Nicaragua debido a la excesiva sedimentación provocada, drenaje acido y contaminación con mercurio del Rio San Juan.

El ministro del ramo del nuevo gobierno ha sido muy mal aconsejado y dice que no hay problema verdadero en Crucitas, que la naturaleza solita va a regenerarse y que la empresa habría causado un desastre 500 veces peor que el actual, mismo que no tendrá fin. No hay fundamento técnico para una afirmación tan temeraria. En Latinoamérica 12 países con grandes ejércitos han sido incapaces de detener la minería ilegal. Costa Rica, sin ejército y sin recursos para contratar y mantener durante muchos años a fuerzas policiales se encuentra obviamente ante una clara desventaja.

Las propuestas sin sentido de los consejeros del ministro incluyen aumentar aún más los nocivos desiertos de piña, una fábrica de queso, planta de palmito y hasta un ˮgeoparqueˮ

Soluciones como estas escogen ignorar que cualquier turista o estudiante que visite un sitio tan inseguro va a servir de escudo humano para los policías que tendrán que resguardarlos. No explican tampoco la razón por la que cortar árboles y desforestar es ahora aceptable para actividades que generan entre 100 y 400 veces menos por hectárea que la actividad minera bien realizada.

El Colegio de Geólogos de Costa Rica se opone con vehemencia a las declaraciones anti-mineras e ideologías sin fundamento técnico que aseguran y promueven la pobreza y el subdesarrollo. Dicho gremio incluye expertos en minería con experiencia nacional e internacional que ofrecen al estado y a la nación su conocimiento para hacer las cosas bien y encontrar soluciones realistas a esta crisis que apenas empieza. El Colegio insiste que la protección ambiental y la minería no son excluyentes y deben coexistir para empezar a exportar el oro en lugar de a nuestros jóvenes como refugiados económicos. En una democracia como la nuestra nadie debiera tener el derecho de condenar a la ciudadanía a la pobreza y el subdesarrollo, amenaza real a las demás actividades productivas como el frágil turismo que no puede existir con la inseguridad y el crimen.

Si, prohibimos la minería aquí donde existe la legislación y la cultura de respeto ambiental estamos siendo irresponsables al continuar importando y utilizando los frutos de la minería de países donde no se respeta el ambiente ni a sus trabajadores. Los opositores de la actividad minera moderna vieron en el 2009 su oportunidad para sacar provecho político y personal manipulando a la ciudadanía. Ahora vemos destrucción ambiental y social descarada y sin control, de forma milagrosa nos dicen que ¨no hay problema¨ y se intenta minimizar tanto efecto negativo y evidente.

 

Aclaración: Sobre el petróleo en Costa Rica

Por: Mihaela Dobrinescu

En respuesta al artículo del Dr. Allan Astorga, publicado el pasado 4 de julio en CR HOY https://www.crhoy.com/opinion/el-lector-opina/opinion-costa-rica-un-pais-petrolero/, como coordinadora de la Comisión de Hidrocarburos del Colegio de Geólogos me veo en la necesidad de aclarar algunos aspectos:

Si bien es cierto el señor Astorga fue parte de la planilla de RECOPE, de los 15 años laborados para la empresa, menos de la mitad lo hizo en proyectos de exploración, la otra parte del tiempo estuvo fuera del país formándose como “especialista en geología sedimentaria, especialidad geológica vinculada con la geología petrolera”. Vale mencionar que la geología sedimentaria es solo una de las más de 10 especialidades de la geología petrolera, por lo tanto, para emitir criterios en este campo no es suficiente ser especialista en Geología Sedimentaria.

En lo único que coincido con el señor Astorga es que Costa Rica comprobó que tiene potencial de petróleo y gas natural, pero no avanzó a las siguientes fases debido a las 4 moratorias decretadas sucesivamente sobre la prohibición de desarrollar la exploración.

Señor Astorga, todo especialista en geología del petróleo y gas natural sabe que la actividad exploratoria tiene varias etapas y no es posible emitir criterios sobre las que no han sido superadas. Por su afirmaciones, es evidente que desconoce los avances tecnológicos y científicos que la industria ha tenido y que permiten llevar a cabo campos productivos de petróleo y gas natural, que hace unos años eran considerados únicamente como potenciales.

La Ley de Hidrocarburos vigente desde el año 1994 posibilita la celebración de un abanico de contratos, siendo el de concesión, al que hace referencia Astorga, únicamente uno de ellos. El 15% es un mínimo que el país recibe como regalía, pero la ley establece otros pagos fiscales y cánones que no menciona (o desconoce) el señor Astorga. Los contratos de concesión en la industria de los hidrocarburos están superados, se usa ahora el contrato de asociación, con riesgo propio para el inversionista en la etapa de exploración, y en el cual el Estado entra como socio a partir de la etapa de producción-

Probablemente el señor Astorga desconoce que el 63% de la energía del país proviene de los derivados del petróleo, únicamente un 21% es electricidad mayoritariamente renovable (no toda) y el restante 16% lo constituye la biomasa.

Se generarían una cantidad significativa de empleos, ya que la industria incluye producción, procesado, comercialización y transporte, que requieren una amplia gama de especialidades y técnicos. Asimismo, el rápido y continuo desarrollo y avance de la tecnología requiere un contacto permanente con especialistas del exterior, aporte que sería de gran ayuda y beneficio para el país. La actividad contribuiría en gran medida al desarrollo socioeconómico del país y a la superación de la crisis que se agravó con la pandemia.

Lo provocado por el COVID19 demuestra también lo frágil y riesgosa que es la industria del turismo. La recuperación será lenta, por esta razón el país debe abrirse a nuevas actividades que aporten recursos financieros y fuentes de trabajo. Además, los turistas no se ven afectados por la actividad de exploración, ya que a ellos los atraen los precios accesibles, la comodidad, los parques naturales, las playas y las zonas turísticas de montaña, que nada tienen que ver con las zonas exploratorias.

Si Costa Rica abandona el petróleo y sus derivados bajo una “des carbonización”, ¿cómo llegarán los turistas a nuestro país? ¿Cómo se desplazarán dentro de nuestras fronteras?

El cambio a los recursos energéticos renovables es lento y tomará mucho más tiempo de lo proyectado antes del Coronavirus, por lo que el petróleo y el gas natural, seguirán siendo indispensables. Una exploración responsable representa un sinnúmero de beneficios para el fisco, la sociedad y el país en general.

La derogación de la ley de hidrocarburos expone al país a un vacío legal que lo dejaría indefenso en ésta materia, tomando en cuenta entre otros aspectos que hay fuertes posibilidades de contar con yacimientos trasfronterizos.

El caso Crucitas debido a la prohibición de la explotación de oro a cielo abierto, ya debería ser una lección aprendida que no debe repetirse en la exploración de petróleo y gas natural. Es imprescindible diversificarnos.

Aclaración: Sobre el petróleo en Costa Rica

Por Mihaela Dobrinescu.
Coordinadora Comisión de Hidrocarburos Colegio de Geólogos de Costa Rica.  Julio 2020. 

Industrial conceptual image. Dark and sullen clouds over industrial shipyard area with cranes.

En respuesta al artículo del Dr. Allan Astorga, publicado el pasado 4 de julio en CR HOY  (https://url2.cl/CiPB4) , como coordinadora de la Comisión de Hidrocarburos del Colegio de Geólogos me veo en la necesidad de aclarar  algunos aspectos:

Si bien es cierto el señor Astorga fue parte de la planilla de RECOPE, de los 15 años laborados para la empresa, menos de la mitad lo hizo en proyectos de exploración, la otra parte del tiempo estuvo fuera del país formándose como “especialista en geología sedimentaria, especialidad geológica vinculada con la geología petrolera”. Vale mencionar que la geología sedimentaria es solo una de las más de 10 especialidades de la geología petrolera, por lo tanto, para emitir criterios en este campo no es suficiente ser especialista en Geología Sedimentaria. En lo único que coincido con el señor Astorga es que Costa Rica comprobó que tiene potencial de petróleo y gas natural, pero no avanzó a las siguientes fases debido a las 4 moratorias decretadas sucesivamente sobre la prohibición de desarrollar la exploración.

Señor Astorga, todo especialista en geología del petróleo y gas natural sabe que la actividad exploratoria tiene varias etapas y no es posible emitir criterios sobre las que no han sido superadas. Por su afirmaciones, es evidente que desconoce los avances tecnológicos y científicos que la industria ha tenido y que permiten llevar a cabo campos productivos de petróleo y gas natural, que hace unos años eran considerados únicamente como potenciales.

La Ley de Hidrocarburos vigente desde el año 1994 posibilita la celebración de un abanico de contratos, siendo el de concesión, al que hace referencia Astorga, únicamente uno de ellos. El 15% es un mínimo que el país recibe como  regalía, pero la ley establece otros pagos fiscales y cánones que no menciona (o desconoce) el señor Astorga. Los contratos de concesión en la industria de los hidrocarburos están superados, se usa ahora el contrato de asociación, con riesgo propio para el inversionista en la etapa de exploración, y en el cual el Estado entra como socio a partir de la etapa de producción.

Probablemente el señor Astorga desconoce que el 63% de la energía del país proviene de los derivados del petróleo, únicamente un 21% es electricidad mayoritariamente renovable (no toda) y el restante 16% lo constituye la  biomasa.

Se generarían una cantidad significativa de empleos, ya que la industria incluye producción, procesado, comercialización y transporte, que requieren una amplia gama de especialidades y técnicos. Asimismo, el rápido y continuo desarrollo y avance de la tecnología requiere un contacto permanente con especialistas del exterior, aporte que sería de gran ayuda y beneficio para el país. La actividad contribuiría en gran medida al desarrollo socioeconómico del país y a la superación de la crisis que se agravó con la pandemia.

Lo provocado por el COVID19 demuestra también lo frágil y riesgosa que es la industria del turismo. La recuperación será lenta, por esta razón el país debe abrirse a nuevas actividades que aporten recursos financieros y fuentes de trabajo. Además, los turistas  no se ven afectados por la actividad de exploración, ya que a ellos los atraen los precios accesibles, la comodidad, los parques naturales, las playas y las zonas turísticas de montaña, que nada tienen que ver con las zonas exploratorias.

Si Costa Rica abandona el petróleo y sus derivados bajo una “des carbonización”, ¿cómo llegarán los turistas a nuestro país? ¿Cómo se desplazarán dentro de nuestras fronteras?

El cambio a los recursos energéticos renovables es lento y tomará mucho más tiempo de lo proyectado antes del Coronavirus, por lo que el petróleo y el gas natural, seguirán siendo indispensables. Una exploración responsable representa un sinnúmero de beneficios para el fisco, la sociedad y el país en general.

La derogación de la ley de hidrocarburos expone al país a un vacío legal que lo dejaría indefenso en ésta materia, tomando en cuenta entre otros aspectos que hay fuertes posibilidades de contar con yacimientos trasfronterizos.

El caso Crucitas debido a la prohibición de la explotación de oro a cielo abierto, ya debería ser una lección aprendida que no debe repetirse en la exploración de petróleo y gas natural.  Es imprescindible diversificarnos.

Rica es Costa Rica

Por: Marlene Salazar

En esta coyuntura en que se encuentra Costa Rica y el mundo tenemos una gran oportunidad de ajustar el rumbo de esta nación. Aunque no lo parezca, la designación de la persona que va a reemplazar al Ministro de Ambiente es una de las decisiones de mayor trascendencia para el desarrollo y estabilidad del país.

Si continuamos por el rumbo actual de preservación radical de nuestros recursos a toda costa, no se vislumbra la posibilidad de lograr algún día una estabilidad económica mínima que permita la seguridad, salud y paz ciudadana. Si algo debemos aprender de este virus es que la salud y la dignidad humana se evaporan cuando la economía y la producción se paralizan. Es totalmente falso que debamos escoger entre salud y economía, es igualmente falso que tengamos que escoger entre turismo y desarrollo.

Ideologías extremas sin fundamento en la técnica y la ciencia han demostrado que tienden a dar el fruto menos deseado. El subdesarrollo produce hambre que desemboca en vidas de subsistencia y actividades depredadoras sin consideraciones para con el ambiente ni para con el ser humano como parte integral de éste.

Actualmente existen ya profesionales de diversos campos que han caído en la indigencia en nuestra GAM, el desempleo y el subempleo están ya en niveles históricos. Ni el turismo, ni ninguna otra actividad productiva se pueden empezar a dar sin seguridad ciudadana, soberanía nacional y dignidad humana. Dicho sea de paso en muchos países ya le han sugerido a sus ciudadanos no visitar Costa Rica.

Pretender que podemos seguir endeudándonos como pueblo sin producir lo que si tenemos y podemos producir es la forma más segura de generar pobreza y miseria, que pueden llegar a ser irreversibles y fulminantes para todos.

Si dejamos la politiquería Costa Rica puede poner en práctica la innovación y la ciencia y así lograr un aprovechamiento sostenible adecuado de nuestros recursos. Solo así se pueden asegurar la protección de la vida y del planeta de forma integral. Mientras tanto, la mejor opción del MINAE para acabar con el desastre conocido como Crucitas (eso no es una mina), ha sido pretender declarar un geoparque en la zona!

Es hora, por el bien de todos los ciudadanos y la existencia misma de la nación, que quien sea la persona designada como jerarca del MINAE empiece a respetar la legislación existente. Empezando entre otros por la Ley 7152.

  • Ley Orgánica del Ministerio de Ambiente y Energía, dice en su Art. 2 a) ”El MINAE…..Asimismo, deberá realizary supervisar las investigaciones, las exploraciones técnicas y los estudios económicos de los recursos del sector. “
  1. b) Fomentar el desarrollo de los recursos naturales, energéticos y mineros.
  2. d) “Promover la investigación científica y tecnológica relacionada conlas materias de su competencia
  • Código de Minería, Ley 6797, Art 1º) “El Estado procurará explotar las riquezas mineras por sí mismo o por medio de organismos que dependan de él.

Artículo 6º.- “Se declara de utilidad pública toda la actividad minera….”

  • Reglamento al Código de Minería Decreto 29300-MINAE

Resultando Artículo 1º) “…..es importante que el Estado conserve su papel preponderante en la investigación, aprovechamiento y asignación de los recursos minerales junto al fomento de la actividad minera.”

2º) “Que es tarea del Estado asegurar que el desarrollo minero contribuya a incrementar el equilibrio social, ambiental, económico y político nacional. Equilibrio que debe darse principalmente en beneficio de las comunidades.”

3º) “Que es necesario garantizar que la actividad minera se desarrolle en total armonía con el ambiente.”

Considerando 3º “Que el Estado apoya el desarrollo ambientalmente sostenible de la industria minera costarricense, tanto en el campo metálico como en el no metálico.”

Artículo 5º b) Competencia – “Son funciones de la Dirección de Geología y Minas: “Controlar y monitorear todos los trabajos mineros que se efectúen en el país y los sistemas de exploración, explotación e investigación en materia minera.”

  1. c) “Coordinar el control de los aspectos de seguridad, y de protección ambiental, relativos a la operación de los sistemas de exploración y explotación, de acuerdo con la legislación vigente.”
  • Convenio de MINAMATA,

Artículo 2º) Cada Parte en cuyo territorio se realicen actividades de extracción y tratamiento de oro artesanales y en pequeña escala sujetas al presente artículo adoptará medidas para reducir y, cuando sea viable, eliminar el uso de mercurio y de compuestos de mercurio de esas actividades y las emisiones y liberaciones de mercurio en el medio ambiente provenientes de ellas.

Anexo C: 1b) Medidas para eliminar: i) La amalgamación del mineral en bruto; ii) La quema expuesta de la amalgama o amalgama procesada; iii) La quema de la amalgama en zonas residenciales; y iv) La lixiviación de cianuro en sedimentos, mineral en bruto o rocas a los que se ha agregado mercurio, sin eliminar primero el mercurio;

  • Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos:

Se reconoce la dignidad humana y sus derechos iguales e inalienables, libres de miseria y con derechos económicos, sociales y culturales

Artículo 1º) Todos los pueblos tienen el derecho de libre determinación.

Artículo 2º “Para el logro de sus fines, todos los pueblos pueden disponer libremente de sus riquezas y recursos naturales, …….. En ningún caso podrá privarse a un pueblo de sus propios medios de susbsistencia”.

  • Declaración de Estocolmo: la Declaración de Estocolmo afirmó “…que en los países en desarrollo la mayoría de los problemas ambientales son causados por el mismo subdesarrollo. Millones continúan viviendo por debajo de los estándares mínimos de salud y salubridad. Por lo tanto los países en desarrollo deben dirigir todos sus esfuerzos hacia el desarrollo, teniendo en mente las prioridades y necesidades para salvaguardar y mejorar el ambiente.

En otras palabras, el desastre regional de Crucitas y de otros a nivel nacional que vulnerabilizan y victimizan al costarricense han sido posibles violentando la legislación que obliga al mismo MINAE y su jerarca a buscar y promover el mejor uso de nuestros recursos minerales.

Es interesante notar que el GEF (Global Environment Facility), el consorcio ambientalista más grande del mundo, tiene todo un programa para ayudar a países con problemas de contaminación con mercurio por orería ilegal para dejar esa práctica y hallar alternativas ambientalmente responsables. Siendo el ministro actual el contacto nacional para el GEF es extraño que no se buscó, durante más de dos años, aprovechar el conocimiento y los programas de la agrupación para ayudar a Costa Rica en esta crisis de orería ilegal. Era más fácil negar que hubiera desastre parece.

Luego de haber aportado datos erróneos repetidas veces a los medios y faltado a la verdad ante los diputados en la propia Asamblea Legislativa y prometido una “solución integral” a la situación de Crucitas para enero del 2019, finalmente Carlos Manuel Rodríguez da su informe antes de partir, el Documento DM-0154-2020 del 30 de enero de 2020.En donde no solo fallo en su apreciación económica sobre crucitas sino también fallo en la parte AMBIENTAL Y SOCIAL.

En su segundo párrafo se desvincula, según él, del desastre que deja al país y que creció unas 360 veces más durante su función como ministro diciendo:

“Por no ser competencia del MINAE no nos referiremos a otros temas de dominio público en la región, como la seguridad ciudadana en la zona, la migración ilegal, aspectos sanitarios de la población o disponibilidad de infraestructura en la zona o aspectos de tipo social o económico.”

Lo asombroso e irracional es que, si un ciudadano pretende iniciar un proyecto y requiere de la viabilidad ambiental otorgada por la SETENA, el proyecto y el estudio es rechazado y no se puede realizar si no cumple con las condiciones mínimas que satisfagan y mitiguen todos los aspectos sociales, aspectos económicos, disponibilidad de infraestructura, aspectos sanitarios, incluyendo migración si aplica, aspectos de seguridad ciudadana y ni hablar de soberanía nacional entre otros.

Es decir, el mismo ministro que te rechazaría un proyecto que no cumpla con los aspectos citados, dice ahora que esos aspectos no son de su competencia cuando él mismo ha incumplido en su manejo y protección a nivel no solo de Crucitas, sino a nivel nacional. Lo anterior, a pesar de haber estado a cargo del MINAE, ente que por medio de la Dirección de Geología y Mina es a quien le compete regular y fiscalizar la actividad minera, tal como indica el Reglamento al Código de Minería.

Cabe entonces preguntarse: ¿Cómo se justifica entonces que el sector de producción minera se encuentre bajo un ministerio que dice que esos aspectos no son de su competencia, pero si niega permisos al ciudadano basado en los mismos?

Si al MINAE se le dificulta cumplir con el roll establecido por ley en lo que respecta a la promoción de la actividad minera en el país, deberían trasladar a la Dieccion de Geologia y Minas al ministerio de su nacimiento , al MEIC, para que ahí se desarrolle la minería como lo que es una actividad productiva ,una verdadera industria ya que con ministros fanáticos de la preservación y en el ministerio que se opone al desarrollo, es poco probable que Costa Rica logre estabilizarse.

Marlene

¿Es sostenible el saqueo de nuestros recursos mineros?

Por: Fernando Nietzen

Estimamos que en Costa Rica contamos potencialmente con unos $22mil millones ($22,000,000,000) en oro. Lo anterior considera solamente la mitad norte del país, desde Atenas hasta la frontera, esos fondos pueden mejorar la capacidad adquisitiva y calidad de vida de los costarricenses de muchísimas formas.

Existen otros miles de millones de Dólares en diversos minerales y regiones del territorio. Estos fondos constituyen una inyección de recursos limpios y no reembolsables, no son préstamos ni vienen con intereses de usura. Sólo para la zona norte por ejemplo, se generarían unos 2.5mil puestos directos y otros 9mil de forma indirecta, con un valor multiplicador impresionante por toda la gama de servicios requeridos y beneficiados. Con solo demostrar su existencia nos ayudan como colateral o respaldo para obtener mejores condiciones financieras.

Estos minerales son imprescindibles para reducir el consumo de energía, para avanzar hacia descarbonizar la economía, para los vehículos eléctricos de todo tipo y hasta para usos médicos innumerables, incluyendo los diagnósticos para el COVID-19, esto entre miles de otras aplicaciones esenciales para la sociedad. Dado que nuestros gobernantes aseguran que se quieren apegar a la ciencia y al conocimiento técnico, el Colegio de Geólogos de Costa Rica pone a disposición del pueblo de Costa Rica los minerales esenciales para una vida digna de los ciudadanos. Es imprescindible la capacidad de explorar, extraer y aprovechar correctamente estos minerales para que seamos consecuentes con lo que decimos y deseamos para todos.

Los ciudadanos y legisladores pueden leer el Artículo 1 del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos de 1976, el cual asegura que todo ciudadano puede disponer libremente de sus riquezas y recursos naturales… “En ningún caso podrá privarse a un pueblo de sus propios medios de subsistencia”.

Es claro y evidente que el saqueo de nuestros minerales no se puede detener de ninguna forma racional, las fronteras son porosas y el valor de los yacimientos sube y atrae a cada vez mas personas que ya no tienen nada que perder. Hoy día el robo de aproximadamente $550 millones ANUALES es el menor de los problemas, nuestra perdida de soberanía, la amenaza a nuestro sistema de salud y la proliferación de actividades altamente dañinas para la sociedad y para el ambiente es demasiado evidente. Ya empezamos a ser reconocidos mundialmente como productores de Oro de Sangre, como resultado de prohibir la extracción legal, moderna y tecnificada mientras atraemos a oreros ilegales del resto de América Central que utilizan procesos altamente contaminantes y obsoletos.

¿Vamos a permitir que por omisión nuestra siga el caos social, económico y ambiental actual o vamos a empezar a confiar en nuestros especialistas que nos pueden ayudar a salir de este hueco sin fondo? El saqueo y la pobreza ¡NO son sostenibles!

¿Oro de Sangre o Desarrollo digno?

Por: Fernando Nietzen

Recientemente el Colegio de Geólogos (CGCR), emitió un comunicado con importante información para que el pueblo de Costa Rica y sus legisladores conozcan y consideren el vasto recurso minero disponible para sacar a esta y a futuras generaciones del ciclo vicioso de la pobreza y el desempleo galopante. Resulta que en lo que concierne a un solo mineral: el oro, se estima que hay potencial de unos $22mil millones ($22,000,000,000). Lo anterior considera solamente la mitad norte del país, desde Atenas hasta la frontera. Usted, ¿se puede imaginar las múltiples formas en que esos fondos pueden mejorar la calidad de vida de las personas?

Existen en nuestro subsuelo otros miles de millones de Dólares, además de otros minerales diversos y otras regiones del territorio. Estos fondos constituyen una inyección de recursos limpios y no reembolsables, es decir, no son préstamos ni vienen con intereses. Se generan además unos 2.5mil puestos de trabajo directos y otros 9mil de forma indirecta, con un valor multiplicador impresionante por toda la gama de servicios requeridos y otras actividades beneficiadas.

Los ciudadanos y legisladores harían bien en leer el Artículo 1 del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos de 1976, el cual asegura que todo ciudadano puede disponer libremente de sus riquezas y recursos natural… “En ningún caso podrá privarse a un pueblo de sus propios medios de subsistencia”. En tiempos de extrema crisis económica es hora de que el poder ejecutivo, el legislativo y el periodismo se pronuncien por el bien del País y se dejen atrás los prejuicios populistas que nos mantienen así.

Los minerales aludidos son imprescindibles para reducir el consumo de energía, para avanzar hacia una economía Carbono Neutral, para usos médicos innumerables, incluyendo los diagnósticos para el COVID-19, los ventiladores salvavidas, para los vehículos eléctricos de todo tipo y miles de otras aplicaciones esenciales para la sociedad. Dado que nuestros gobernantes aseguran que se quieren apegar a la ciencia y el conocimiento técnico, el C.G.C.R. pone a disposición del pueblo de Costa Rica la información sobre los minerales esenciales para una vida digna de los ciudadanos y la capacidad de explorar, extraer y aprovechar correctamente estos minerales para que seamos consecuentes con lo que decimos y deseamos para todos.

Es claro y evidente que el saqueo ilegal de nuestros minerales no se puede detener de ninguna forma racional, las fronteras son porosas y el valor de los yacimientos sube y atrae a cada vez más personas que ya no tienen nada que perder. Hoy en día el robo de aproximadamente $550 millones ANUALES es el menor de los problemas, nuestra pérdida de soberanía, la amenaza a nuestro sistema de salud y la proliferación de actividades altamente dañinas para la sociedad y para el ambiente es demasiado evidente. Ya empezamos a ser reconocidos mundialmente como productores de Oro de Sangre, este es el resultado de prohibir la extracción legal, moderna y tecnificada mientras atraemos a oreros ilegales del resto de América Central que utilizan procesos altamente contaminantes y obsoletos.

¿Estamos dispuestos y de acuerdo en preferir que siga el caos social, económico y ambiental actual con oro de sangre o vamos a empezar a confiar en nuestros especialistas que nos pueden ayudar a salir de este hueco sin fondo? Desde hace más de 10 años, el Colegio de Geólogos ha reiterado esta información y ofrecido soluciones, ya es hora de decir ¡si a la ciencia y si al desarrollo con dignidad en Costa Rica!

 

Cobre mataría al Coronavirus y en Costa Rica tenemos

Por: Fernando Nietzen.

Desde hace miles de años los chinos, egipcios y fenicios consideraban al cobre como sinónimo de salud, vida eterna y belleza, no estaban equivocados. Cuando las bacterias, Ecoli o el mismo Coronavirus caen sobre superficies de cobre o aleaciones que lo contengan (como el bronce), mueren en cuestión de minutos, mientras que en otras superficies sobreviven por unos 5 días. Es por esta razón, que en la India beben agua en tazas de cobre, que en EEUU las tuberías para agua potable son de cobre y que el DIU para control natal es de cobre y libre de hormonas.

El cobre es un material antimicrobiano natural pasivo que auto esteriliza su superficie sin necesidad de cloro ni de electricidad. Lo vemos utilizado en grandes ollas para ciertos alimentos y en los tanques tuberías para fabricar cerveza, entre muchos otros.

¿Entonces por qué para mitigar futuras pandemias no utilizamos cobre? En los hospitales, transporte masivo y en nuestros hogares sería de gran utilidad precisamente porque mata bacterias, virus y patógenos varios sin posibilidades de que se den mutaciones. Puede parecer algo mágico pero los científicos ya saben claramente el cómo y por qué funciona.

En el 2015 se realizaron experimentos en tres hospitales y descubrieron que se redujeron las infecciones hasta en un 58% al utilizar aleaciones de cobre. Varios otros metales incluyendo el oro, platino y la plata tienen muchas características que también permiten salvar vidas y proteger el ambiente.

¡Es asombroso las propiedades del cobre! Y lo realmente asombroso no es la cantidad de aplicaciones antiguas y los crecientes nuevos usos para los productos que salen de la Tierra y la forma en que el ser humano los extrae, procesa y aprovecha para mejorar la vida de la humanidad entera.

¿Y en Costa Rica hay cobre? ¡Sí! Pero en nuestro caso lo más asombroso y lo más tenebroso es que en pleno Siglo XXI y a cielo abierto prolifere la patología social de los asesores de ministros y de C

asa Presidencial quienes dicen que la minería solo sirve para generar prostitución y tráfico de drogas, que jamás ningún pueblo ha salido de pobre gracias a esta industria. Ese tipo de comentarios se podrían esperar de algún impetuoso estudiante de 4 años de colegio adoctrinado en filosofías extremistas de izquierda. ¡Pero NO!, no es el profesor quien en este caso debe sufrir y batallar contra la ignorancia, es el pueblo de Costa Rica quien debe hacerlo o seguir sufriendo las consecuencias. En personas con autoridad constituye una mala praxis profesional.

Lo más trágico para todos los costarricenses es que estos asesores oscurantistas no están solos, de hecho, toda la plana mayor que no saben ni lo más mínimo acerca de usar la ciencia para beneficio de la sociedad ha realizado declaraciones igualmente temerarias y de la forma más irresponsable. Ha sido una moda para algunos satanizar a la minería profesional, mientras al mismo tiempo empeoran la situación del país minimizando las dimensiones del saqueo de nuestros minerales por parte de foráneos. La maldición no es el oro sino la pobreza, el desempleo, la pérdida de soberanía etc. Estimamos una pérdida anual de $550 millones en oro, solo en Crucitas, a eso se le debe sumar los costos numerosos de seguir en la negación y el inmenso daño colateral.

Otras frases radicalmente equivocadas de ideologías totalitarias han sido: “nadie dentro del partido (PAC) puede estar a favor de la minería”, “si no nos oponemos nosotros y el Frente Amplio, no hay oposición”, “si una empresa extrae el oro, el daño hubiera sido 500 veces mayor”, “Tenemos que ser más beligerantes políticamente y saber jugar… no hay que dar información a quien no se le debe dar” (diputados opositores), “esta administración hará todo lo posible para que no avancen las industrias extractivas”. Todo lo anterior va en contraposición al sentir de la gran mayoría de los costarricenses que apoyan el aprovechamiento de lo nuestro, especialmente en tiempos de recesión y desempleo histórico. En estos tiempos de crisis nacional es inconcebible que el Tribunal Ambiental Administrativo siga ignorando la denuncia (desde el 2018), del Colegio de Geólogos de Costa Rica, mientras aumentan los problemas asociados al saqueo de nuestros recursos en el norte del país.

Siendo un asunto de seguridad nacional extrema, ese silencio y la manipulación oficial sobre el tema indigna al ciudadano responsable que entiende que el MINAE quebranta la Ley de La República cuando no cumple con fomentar el aprovechamiento responsable de nuestros recursos mineros. Se quebranta además el Pacto Internacional de los Derechos Civiles y Políticos mismo que enfatiza la dignidad humana sin miseria. El Pacto especifica que el pueblo de Costa Rica tiene el derecho a “disponer libremente de sus riquezas y recursos naturales. En ningún caso podrá privarse al pueblo de sus propios medios de subsistencia”. Solo queda escoger entre más impuestos y miseria o el aprovechamiento responsable de nuestros recursos.

https://tinyurl.com/sk2ksn5Descubren que el cobre mata al coronavirus

https://tinyurl.com/yxx44uz5 Pacto Internacional de los Derechos Civiles

https://tinyurl.com/sjb7z47 “El oro es sinónimo de prostitución, drogas y delitos, es una regla universal” dice al asesor del presidente. Es recomendable escuchar toda la entrevista.

Análisis técnico: Ley para el uso de materiales reutilizables

Análisis técnico sobre la aplicabilidad de la Ley para el uso de materiales reutilizables en pavimentos y obras de infraestructura vial, expediente 20572 Asamblea Legislativa

Por: Alán G. Alán Mora

Recién aprobada por mayoría de votos en la Asamblea Legislativa de Costa Rica, la Ley para el uso de materiales reutilizables en pavimentos y obras de infraestructura, donde se establece en su Artículo 1 y cito textual “En todo proyecto de construcción, reconstrucción, conservación, mantenimiento y rehabilitación que ejecute el Estado y las municipalidades en las vías nacionales y cantonales, respectivamente, mínimo el cincuenta por ciento (50%) del volumen total de los materiales que se requieran para la construcción de estos pavimentos y obras de infraestructura vial deberán contener algún porcentaje de materiales reutilizables”, siendo esta medida gradual hasta alcanzar los primeros 5 años después de publicada esta Ley según su Transitorio Único. Preocupado como ciudadano y profesional con experiencia en la producción de agregados pétreos en el país, sobre la verdadera aplicabilidad de este instrumento jurídico, el cual obligará a las municipalidades, Estado y empresas constructoras a consumir el 50% de agregados reciclados para la industria de construcción de carreteras, tome un rato de mi tiempo, para obtener datos importantes tanto en publicaciones y medios periodísticos sobre este tema para dar un panorama general de la situación.

En fin entremos en detalle, resulta ser que un concreto asfáltico según la literatura, está compuesto aproximadamente por un 95% de agregados pétreos y un 5% de bitumen asfáltico, el peso específico promedio del concreto asfaltico es de 2.186 ton/m3 por lo que 1 tonelada (Ton) de este cemento está constituida en promedio por un volumen de 0.46 m3 entre agregados pétreos (arena,

polvo de piedra, quintilla y piedra cuarta) y bitumen asfáltico. Con estos datos tenemos que por cada tonelada de cemento asfáltico, se requieren 0.437 m3/ton de agregados y 0.023 m3/ton de bitumen de asfalto.

Basados en el informe de ventas de RECOPE del año 2018 Castillo (2019[1]), durante ese año se vendieron 112,525.00 m3 de asfalto, siendo conservadores, si se asume que mínimo un 90% de todo ese asfalto fue consumido en la fabricación de concreto asfáltico dentro del territorio nacional, aplicando matemática simple, podemos deducir que se consumieron en total 101,272.50 m3 de asfalto/año. Teniendo en cuenta que proporcionalmente hablando el porcentaje de asfalto representa un 5% del total de la mezcla del cemento asfáltico (0.023m3/tonelada de asfalto), en costa rica el año 2018 se consumieron un total de 4.4 millones de toneladas de asfalto, lo que equivale a 2.01 millones de m3 de concreto asfáltico, tomando en cuenta un peso específico del concreto asfáltico de 2.186 ton/m3. Esto representa un aproximado de consumo de agregados pétreos de 1.9 millones de metros cúbicos, utilizados en la construcción de concreto asfáltico, teniendo en cuenta que los agregados rocosos representan el 95% de la mezcla de concreto asfáltico. Esta cantidad de agregados pétreos consumidos en la industria de construcción de carreteras, equivale aproximadamente a un 16% de la producción anual de agregados para la construcción que se producen en el país, tomando en cuenta que la producción anual es de aproximadamente 11.9 millones metros cúbicos por año Alán (2019[2]). Aplicando la Ley recientemente aprobada denominada “Ley para el uso de materiales reutilizables en pavimentos y obras de infraestructura vial, expediente 20572 Asamblea Legislativa”, que establece que a partir del 5° año de su publicación, se tiene que sustituir los agregados pétreos de primer orden por un 50% de agregados reutilizados o reciclables, tomando en cuenta, que los agregados pétreos constituyen el 95% del cemento Asfaltico, entonces se tendrían que producir un total de 0.95 millones de metros cúbicos de agregados reciclados por año, solo para abastecer la industria de construcción de concreto asfáltico para carreteras. Esto representa un total de aproximadamente el 8% de la producción anual de agregados, este 8% tendría que ser producidos por el reciclado de agregados existentes en la matriz del cemento Asfaltico y cementos tipo Portland. Conocemos que actualmente el reciclado de agregados pétreos en el caso de cementos asfalticos ya es muy común en las carreteras de nuestro país, pero el reciclado de los agregados en cemento Portland es mucho más complejo y costoso, ya que implica la separación de la piedra primero de la matriz cementante y posteriormente de la estructura metálica del concreto como tal, lo cual puede encarecer los costos de construcción en gran medida.

Por otra parte el Lanamme propone la incorporación de plástico a la mezcla de concreto asfáltico para la construcción de carretera, excelente idea pero hablemos de números. Estudios del Lanamme demuestran que el plástico incorporado al concreto asfáltico sustituirá en promedio un 3% del agregado rocoso, lo que se traduce aproximadamente en el reciclaje de 1000 botellas plásticas por cada tonelada de concreto asfaltico fabricado LANAMME (2018[3]). Según la producción anual de concretos asfálticos, de 4.4 millones de Ton/año, si sustituimos el 3% de los agregados pétreos del concreto bituminoso por plástico, usado para la industria de carreteras, equivaldría a utilizar anualmente un aproximado de 57,407.00 m3 de plástico/año, tomando en cuenta que el peso específico del plástico es de aproximadamente 0.9 Ton/m3. Si se toma en cuenta que en Costa Rica se produce anualmente un aproximado de 205,860.00 toneladas de plástico, esto representa un total de 228,733.00 m3 de plástico/año, de todo ese plástico desechado, apenas el 2.48% de ese plástico es reciclado (Artavia, 2018[4]) o sea 5,672.00 m3 de plástico/año, esta cantidad de metros cúbicos de plástico reciclados, no alcanzaría a suplir toda la demanda de 57,407.00 m3 de plástico por año para la construcción de carreteras asfálticas, teniendo un déficit de demanda del 90% del plástico a utilizar en el concreto asfaltico, y esto que se asume en este análisis, que todo el plástico reciclado actualmente en Costa Rica, se puede utilizar en construcción de carreteras (caso hipotético).

Por otra parte la Ley no deja claro, que va a pasar con la construcción reconstrucción y reparación de los miles de kilómetros de vías nacionales y cantonales construidas en lastre, que tipos de materiales “reciclados o reutilizables” se van a utilizar en esas carreteras, si en la mayor parte de las localidades rurales donde se encuentran estas vías, con costo y existen fuentes primarias de agregados (canteras y cauces de dominio público) para producir bases o sub-bases trituradas y bases granulares para el mantenimiento de estas vías. Por lo tanto, esta Ley para el uso de materiales reutilizables en pavimentos y obras de infraestructura, no hace mención a la diferencia del uso de los materiales reutilizables que se utilizarán entre las carreteras de concreto asfáltico, concreto Portland o caminos de lastre, que es donde se consume la mayor cantidad de agregados pétreos en obras de infraestructura vial.

Por tanto, la Ley recientemente aprobada para el uso de agregados reciclados y alternativas amigables con el ambiente, a nivel personal me hace pensar en una serie de interrogantes:

  1. Está la industria de carreteras, municipalidades, el estado costarricense y la industria de producción de agregados pétreos del país, en condiciones reales de asumir la sustitución del 50% de los agregados rocosos por agregados reciclados utilizados dentro de la industria de construcción y mantenimiento de carreteras , en término de 5 años a partir de la Ley aquí analizada.
  2. Se encarecerán las obras de construcción vial en nuestro territorio nacional por este tipo de medidas ambientales, cuál será el verdadero costo económico para el país en asumir este reto.
  3. Realizó el Estado costarricense antes de promulgar y aprobar esta Ley, un análisis económico costo-beneficio, sobre el impacto que esta medida legal traerá sobre la construcción de infraestructura vial y la calidad y durabilidad de las obras a construir con estos materiales.
  4. Como suplirá el mercado costarricense de reciclados, el déficit del 90% de la demanda de plástico (51,735.00 m3/año), para poder dar abasto en la sustitución del 3% del agregado pétreo dentro de la industria del cemento asfáltico, cuando esta medida sea obligatoria, ya que actualmente en Costa Rica se reciclan anualmente apenas el 8% del plástico generado lo que equivale apenas a un total de 5,672.00 m3/año.
  5. Será que las municipalidades, el Estado costarricense o las empresas constructoras de carreteras, tendrán que suplir este déficit de plástico reciclado importando esta materia prima, esto nos deja una gran interrogante, quien se verá beneficiado con esta medida. Fue realmente creada esta Ley en pro de proteger el ambiente pretendiendo la disminución del consumo de agregados pétreos de primera calidad, o realmente es una medida para tratar de favorecer a unos pocos con el tema del reciclaje plástico y la producción de agregados pétreos reciclados.

En conclusión, la idea de la Ley de la república bajo el expediente N° 20570 de la Asamblea Legislativa aquí analizada, desde el punto de vista ambiental es muy loable, pero evidentemente desde la perspectiva técnica del suscrito, carece de un análisis serio costo-beneficio, quedando en evidencia el grado populista de la misma, sin tomar en cuenta las consecuencias reales que esto pueda tener para el país y sus ciudadanos, al ser ya Ley de la república y por ende de acatamiento obligatorio por las partes.

 

Referencias:

[1] Castillo, J., 2019: Informe Anual de ventas 2018.- 60 págs. Recope, San José.

[2] Alán, A., 2019: Aporte económico y social de la Minería de Agregados pétreos para la construcción a la economía costarricense. Delfino, 3 julio 2019.- https://delfino.cr.

[3] LANAMME, 2018: El Lanamme UCR elabora asfalto con sostenibilidad ambiental.-ucr.ac.cr/noticias/2018/07/10

[4] Artavia, S., 2018: Costa Rica desecha 564 toneladas de plástico al día, solo 14 toneladas de residuo de ese material es reciclado. La Nación, 5 de junio, 2018.- https://www.nacion.com.